Historia de marca: Zucaritas de Noel a Kelloggs

¡Comparte este contenido!

Tiempo de lectura: 6 Minutos

Autor: Joan Fernandez Puig

Published On: septiembre 20th, 2014

En 1898, por error, fueron inventadas las hoy famosas mundialmente Zucaritas de Kelloggs. El médico estadounidense John Harvey Kellogg y su hermano, intentando variar su dieta vegetariana en el desayuno, por accidente, terminaron haciendo hojuelas de maíz tostados, las cuales eran rociadas con sal como toque final antes de ser consumidas.

Sin proponérselo, y producto de una confusión, una mañana, en lugar de esparcir las hojuelas con sal, les echaron azúcar (sabemos que son dos productos con apariencia similar) y desde entonces la historia cambió: Acababan de inventar las famosas hojuelas azucaradas de maíz tostado.

El éxito de su invento fue tal, que en 1906 los hermanos Kelloggs abrieron, con 44 empleados la “Battle Creek Toasted Corn Flake Company». La empresa se dedicaba a suministrar productos nutritivos para el desayuno y de buen sabor. Para lograrlo, unos años más tarde, contrataron a la nutricionista Mary Barber, quien garantizaba la variedad del portafolio con el alto poder alimenticio de sus productos. Esta estrategia se tangibilizaba en las tablas nutricionales que contenían cada uno de sus cereales, práctica que era poco común para la época.

Dada la Gran Depresión estadounidense, el señor Kelloggs decidió invertir más en las personas y menos en su marca, y abrió la Fundación W.K. Kellogg, cuya misión es ayudar a los niños a lograr sus metas, y sigue vigente hasta nuestros días.

Con el ánimo de expandir sus productos a nuevos mercados, en 1959, se abre una nueva planta de producción en Colombia, denominada KELLOGG DE COLOMBIA S.A. ¿Sabías que para penetrar el mercado de Colombia, en su etapa inicial (hasta 1970), Kellooggs se unió a Noel?

Fue difícil la penetración en la nueva plaza, pues los colombianos consumían otros productos al desayuno tales como café, chocolate, pan y arepa. Sin embargo, como dice el refrán popular “el que persevera, alcanza”

Actualmente Zucaritas de Kelloggs y su tigre Tony han conquistado a más de 180 países con su producto original y otras variedades in&out tales como Zacaritas de arequipe y chocolate. ¿Sabías que por problemas jurídicos en México la mascota de la marca se llama Toño en lugar de Tony?

1898 – El Origen por Error

En 1898, el médico estadounidense John Harvey Kellogg y su hermano, W.K. Kellogg, estaban experimentando con su dieta vegetariana en busca de alternativas saludables para el desayuno. Un día, mientras preparaban hojuelas de maíz tostado, ocurrió un error que cambiaría la historia de la alimentación: en lugar de esparcir sal sobre las hojuelas, rociaron azúcar. Este simple error llevó al descubrimiento de las hojuelas azucaradas de maíz tostado, un producto que sería la base de Zucaritas.

1906 – Fundación de la Empresa Kellogs

El éxito del nuevo producto fue innegable, y en 1906, los hermanos Kellogg fundaron la «Battle Creek Toasted Corn Flake Company». La empresa tenía como objetivo proporcionar alimentos nutritivos y deliciosos para el desayuno. Fue en esta etapa temprana cuando se lanzaron las primeras hojuelas de maíz Kellogg’s, que se convirtieron en un alimento básico en los hogares de Estados Unidos.

Contratando a la Nutricionista Mary Barber

En busca de innovación y calidad nutricional, Kellogg’s contrató a la nutricionista Mary Barber en los años posteriores. Mary desempeñó un papel crucial en la diversificación del portafolio de productos de Kellogg’s y en la promoción de su valor nutricional. Fue pionera en incluir tablas nutricionales en los envases de cereales, una práctica que, en ese momento, era poco común pero que demostraba el compromiso de la marca con la salud y la transparencia hacia los consumidores.

1930 – Fundación W.K. Kellogg

En 1930, en medio de la Gran Depresión, W.K. Kellogg fundó la Fundación W.K. Kellogg, cuya misión era ayudar a los niños a alcanzar sus metas y mejorar su calidad de vida. Esta fundación reflejaba los valores y la filosofía de Kellogg’s como marca, demostrando su compromiso con la responsabilidad social empresarial y la inversión en el bienestar de la sociedad.

1959 – Expansión a Colombia

Con la ambición de llevar sus productos a nuevos mercados, en 1959, Kellogg’s abrió una planta de producción en Colombia, creando «KELLOGG DE COLOMBIA S.A.». Para introducir sus cereales en el mercado colombiano, Kellogg’s se asoció con Noel, una marca de renombre en el país. La tarea no fue fácil, ya que los colombianos estaban acostumbrados a desayunar café, chocolate, pan y arepa. Sin embargo, Kellogg’s perseveró y gradualmente ganó aceptación en el mercado.

1960s – El Auge de Zucaritas

En la década de 1960, Kellogg’s lanzó oficialmente Zucaritas, las hojuelas de maíz azucaradas que se convertirían en uno de los productos estrella de la marca. La incorporación del azúcar en las hojuelas transformó por completo su sabor y atractivo para los consumidores. Este movimiento de marketing audaz y sabroso posicionó a Zucaritas como un desayuno delicioso y atractivo para niños y adultos por igual.

1970s – Diversificación del Portafolio

Con el éxito de Zucaritas, Kellogg’s continuó diversificando su portafolio de productos en Colombia y en todo el mundo. Se introdujeron nuevas variedades y sabores, incluyendo Zucaritas de chocolate y otros cereales. Además, Kellogg’s mantuvo su compromiso con la nutrición al proporcionar información detallada sobre los valores nutricionales en sus envases, una práctica que se convirtió en un estándar de la industria.

Hoy – Zucaritas y Más Allá

Hoy en día, Zucaritas de Kellogg’s es una marca reconocida en más de 180 países, y su mascota, Tony el Tigre, es un ícono publicitario. La marca ha continuado innovando con productos como Zucaritas de arequipe y chocolate, ampliando su atractivo para diferentes públicos y momentos de consumo.

Curiosidades de Kellogs

En México, debido a problemas legales, la mascota de la marca se llama «Toño» en lugar de «Tony». Esta adaptación es un ejemplo de cómo las marcas pueden ajustarse a las circunstancias locales para mantener su presencia y relevancia en el mercado.

La historia de Zucaritas de Kellogg’s es un testimonio de cómo un error puede convertirse en una oportunidad de marketing y cómo el compromiso con la calidad nutricional y la innovación puede llevar a una marca a conquistar

¡Comparte este contenido!

✉️ Newsletter

¡Conoce todo sobre marketing! Suscríbete gratis y no te pierdas nada.

🤓 Autor

Joan Fernández Puig: Me encanta crear, probar y aprender cosas nuevas, sobre todo en el mundo digital. Hago Branding para medianas y grandes compañías desde 2008. Llevo creando y monetizando páginas web en WordPress desde 2013. Actualmente estoy especializado en SEO para WordPress y en el desarrollo de páginas webs escalables para mis clientes. He trabajado en agencias, consultorías y también como freelance. escríbeme JoanFernadez@expertosenmarca.com

🔥 Artículos relacionados